El escritor

karikatura.jpg

HARKAITZ CANO nació en Lasarte-Oria en 1975. Actualmente vive en San Sebastián, donde se licenció en derecho, disciplina que nunca ha ejercido. Se inclinó tempranamente por la escritura publicando su primer poemario con 18 años. Ha publicado, entre otras, la colección de relatos Beti oporretan (2015; El turista perpetuo, 2017), las novelas Fakirraren ahotsa (2018; La voz del Faquir, 2019) y Twist (2011 en euskera; 2013 en castellano), la ucronía Belarraren ahoa (2005; El filo de le hierba, 2007), así como el libro de crónicas Piano gainean gosaltzen (2000; El puente desafinado, 2003), un libro de autoficción fruto de su relación con la ciudad de Nueva York, de la cual surgió también el poemario Norbait dabil sute-eskaileran (2001; Alguien anda en la escalera de incendios, 2008). El poeta Francisco Javier Irazoki antologó sus poemas en la colección Gente que trabaja en los tejados (2019). 

Tras haberse ocupado de la traducción de gran parte de su obra al castellano, no es ajeno a la esquizofrenia del autotraductor que vuelve una y otra vez sobre antiguos fantasmas. En esta faceta, ha traducido también al euskera a autores como Sylvia Plath, Anne Sexton, Hanif Kureishi o Allen Ginsberg. 

Ha sido galardonado por tres veces con el Premio Euskadi de Literatura y otras tantas con el de la Crítica. Con Twist y con Fakirraren ahotsa obtuvo, además, la mención 111 Akademia, otorgada por los lectores. Su obra ha sido traducida a una docena de idiomas.